Lunares y Deteccion de Cancer de Piel

lunares, cambios en lunares, melanoma, cancer de piel, oncologo

Los lunares y detección de cáncer de piel

Cuando se trata de su salud y el cáncer de piel, es una buena idea tomar la iniciativa y checar sus lunares. Los lunares pueden estar relacionados con el cáncer de piel. Esto es especialmente cierto si usted tiene un historial familiar de cáncer de piel relacionado con lunares.

Además de limitar su exposición al sol y el uso de protectores solares, el auto-examen de lunares puede ayudar a la detección temprana del melanoma (el tipo más mortal de cáncer de piel) y el tratamiento.

Detección de cáncer de piel

Si usted ha desarrollado nuevos lunares o un familiar cercano tiene antecedentes de melanoma, usted debe examinar toda su piel una vez al mes. La mayoría de los lunares son benignos (no cancerosos). Los lunares que son de mayor preocupación médica son aquellos que se ven diferentes a los lunares existentes o los que aparecen por primera vez en la edad adulta.

Si usted nota cambios en el color o apariencia de un lunar, consulte a un dermatólogo para evaluarlo. Es muy importante acudir con su dermatólogo si esos lunares sangran y supuran, dan comezón, aparecen escamas, o se vuelven sensibles o dolorosos.

¿Qué debo buscar al examinar mis lunares?

Examine su piel con un espejo. Preste mucha atención a las zonas de la piel que con frecuencia están expuestas al sol, como las manos, los brazos, el pecho y la cabeza—especialmente en los hombres si tienen calvicie o tienen el cabello a rape.

Los siguientes signos con las siglas ABCDE son importantes para detectar el cáncer de piel.

  • Asimetría : una parte o la mitad del lunar no es uniforme o parecido a la otra parte.
  • Borde: Los bordes del lunar son desiguales, borrosos o irregulares.
  • Color: El lunar tiene distinta coloración o tonos de marrón, negro, azul, blanco o rojo.
  • Diámetro : El diámetro del lunar es mayor que la goma de borrar de un lápiz
  • Evolución : El lunar parece diferente a los demás lunares y / o el cambia de tamaño, color, forma a través del tiempo.

Tenga en cuenta que  algunos lunares pueden ser más pequeños o no encajar otras características. Siempre se debe sospechar de un lunar nuevo. Si usted nota un lunar nuevo, consulte a su dermatólogo lo antes posible. Él o ella examinará el lunar y hará exámenes para determinar la naturaleza de este y saber cuan profundo es.

La ubicación más común para el melanoma en los hombres es la espalda y en las mujeres, es las piernas.

Tips para el detectar el Lunares malignos

Mantenga estos consejos en mente al examinar sus lunares:

  • Use un espejo de cuerpo entero si tiene uno. Comience en la cabeza y vaya hacia abajo, mirando todas las áreas de su cuerpo (incluyendo la parte delantera, la espalda y los costados de cada zona, las uñas de manos y pies). También asegúrese de revisar las áreas “ocultas”: entre los dedos de manos y pies, la ingle, las plantas de los pies, y la parte posterior de las rodillas. No se olvide de comprobar a fondo el cuero cabelludo y el cuello. Use un espejo de mano o pídale a un familiar que le ayude a examinarse.
  • Lleve un registro de todos los lunares en su cuerpo y su forma. Tome una foto y monitoréelos para llevar mejor control. De esta manera, usted se dará cuenta si el cambio de lunares. Si no cambia de ninguna manera (en color, forma, tamaño, borde, etc.) o tienen otras características ABCDE, consulte a su médico.
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s